Un resbalón

«…
Se movía mesuradamente, seguía siendo de esos que trazan cuidadosamente su autorretrato en cada movimiento que hacen. Pero de pronto, un resbalón:
– Antes no lo usábamos casi, porque tú eras más casera, pero en estos años ya he amortiguado el coche de sobras.
Siempre tuvo problemas para decir palabras con amor.
…»

Fragmento del cuento “Mis lapsus, tus lapsus, sus lapsus” de Carola Lomba en el libro Encuentros de varios autores.

Coleccionado en Fragmentos estelares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*